Daniel era otra cosa...

Daniel era otra cosa...

Nada puede ser a veces más doloroso que seguirle la corriente a los presagios, como alguna vez aconsejó Gabriel García Márquez; surge esta afirmación del hecho de haber recordado hace pocos días al grupo argentino de humor musical Les Luthiers con el propósito de realizar un programa especial, de largo aliento, que “aterrizara” sus ocurrencias en los temas originales que los inspiraron, ya fuera para la burla creativa o para el homenaje emocionado. Entonces se habló de que Daniel Rabinovich había sido reemplazado para la gira “viejos hazmerreíres” al tiempo que Carlos Núñez Cortés, pianista y compositor, adelantó noticias sobre el retiro.

Leer más

El libro de autógrafos

El primer recuerdo del libro de autógrafos se pierde en la nebulosa de una infancia que, sin saber a qué horas, se llenó de símbolos adultos. No podría explicar por qué la memoria no me remite a otro tipo de objetos… juguetes, por ejemplo.

El libro de autógrafos tuvo siempre, durante los primeros años de mi vida, una magia particular a la que le atribuyo una curiosidad obsesiva en torno a temas muy humanos y sensibles; ¡es más!, creo que empecé a referirme a ese objeto, de esa manera, por el simple hecho de que así era comúnmente mencionado, pero entonces yo no sabía lo que era un autógrafo o lo que significaba; ni siquiera sabía o conocía el hecho de que un libro de autógrafos era parte de una cultura, una costumbre… una obsesión coleccionista como lo son todas; solo sabía que el dichoso libro aparecía y desaparecía como por arte de una magia emparentada directamente con la bohemia ligada a la presencia de algún ilustre visitante que, estimulado por algunos vasos de whisky y alimentado al amanecer con calamares y arroz blanco, le dejaba a Olguita, mi madre, su testimonio de cariño en unas pocas líneas sobre las hojas cuadradas de color habano que lo integran.

Leer más
Así fue la historia

Así fue la historia

El pasado 18 de Octubre, la agencia Mediática (de Relaciones y Comunicación), que tiene como cliente especial al canal de cable TCM entre otros diecisiete, envió un correo que decía, más o menos, que requerían del criterio de la prensa para conformar una lista de "50 películas que debes ver antes de morir"; invitaron a participar a cerca de 500 periodistas más en América Latina, quienes además debíamos responder a la pregunta ¿Qué escena de película te gustaría que fuera parte de tu vida y por qué?

Leer más
Loading...
Loading...